“Con un cinismo pocas veces visto, Macri habla de ajuste”

“Con un cinismo pocas veces visto, Macri habla de ajuste”

El vicegobernador Pedro Pesatti volvió a criticar al Presidente a las políticas de la Casa Rosada. “La alegría que Macri vino a celebrar en Bariloche es incompatible con la realidad que hoy vive la inmensa mayoría de sus habitantes, la otra cara de una realidad que no vive, precisamente, una buena temporada”, posteó en sus redes sociales.

Pesatti no estuvo en la ciudad lacustre durante la visita del mandatario nacional, y disparó críticas. Además, evidenció que hay otros actores de la política patagónica en su sintonía. “En un día tan especial, saludé a mi amigo Rolo Figueroa, vicegobernador de Neuquén. Como dos hombres de la política, en la comunicación que mantuvimos no pudimos evitar intercambiar nuestras preocupaciones por la realidad económica y social del país, que impacta por igual en nuestras provincias”, escribió el viernes. Y agregó: “La clase trabajadora ha sufrido en el último tiempo una devastadora pérdida del poder adquisitivo de su salario como consecuencia de la devaluación de nuestra moneda”. “El ajuste, vía aumento de las tarifas de los servicios públicos y la devaluación, ha recortado el poder de compra de los trabajadores. Pese a ello, con un cinismo pocas veces visto, Macri habla de ajuste como lo que habrá que hacer de ahora en adelante junto a las provincias, como si el ajuste no comenzó desde el primer día de su gobierno”, posteó. Para el vicegobernador, “hoy la Patagonia ofrece la paradójica escena de ser un espacio barato para los extranjeros que desean conocer nuestros paisajes, mientras a la par los patagónicos sufren por el alto costo de la energía que necesitan para vivir, para abrigarse y para poder comer en el sur”. Y concluyó: “Estamos en un tiempo que exige definiciones cada vez más claras. El hambre, el desempleo y la pobreza no son las orillas de ninguna grieta sino la brutal consecuencia de una receta de ajuste, recesión y destrucción del mercado interno: de las pequeñas y medianas empresas, de la industria nacional y el comercio, del trabajo y del empleo. Por eso, la alegría que Macri vino a celebrar en Bariloche es incompatible con la realidad que hoy vive la inmensa mayoría de sus habitantes, la otra cara de una realidad que no vive, precisamente, una buena temporada”. Fuente ADN