Cambiemos despediría a 7.000 empleados para reducir el déficit

Cambiemos despediría a 7.000 empleados para reducir el déficit

Los trabajadores están como contratados y se quedarían sin su fuente laboral a partir del 1 de enero.

El decreto publicado por el Gobierno Nacional hoy martes, donde se especifican los recortes presupuestarios que se realizarán en diversas áreas estatales, trae encubierto el despido de entre 6.000 y 7.000 trabajadores. Se trata de los empleados que actualmente están contratados a través de la modalidad de Asistencia Técnica por medio de universidades nacionales y trabajan en diversos sectores del Estado. Se quedarán sin trabajo a partir del 1 de enero de 2019 ya que la nueva normativa afirma que esos contratos “quedarán sin efecto”. “El decreto es un anuncio de ajuste muy amplio porque pone en revisión las estructuras de todos los organismos descentralizados. Con la excusa de bajar los cargos políticos, cuando dan de baja alguna jefatura lo que terminan haciendo es eliminar áreas enteras y, por lo tanto, más despidos”, explicó Luciano Fernández, secretario general de ATE Capital. En ese sentido, el dirigente alertó sobre la “evaluación integral en el marco del objetivo de equilibrio presupuestario” que plantea el decreto, ya que eso podría llegar a significar una mayor cantidad de despidos en el futuro próximo. “En el Estado hay cerca de 60.000 mil trabajadores entre contratos de asistencia técnica, consultorías y monotributistas, que encubren una relación de empleo y que no tienen estabilidad. Todos ellos hacen tareas permanentes aunque sus contratos digan que no. El decreto dice que sólo van a haber concursos internos, donde se pueden presentar empleados con más de diez años de antigüedad. O sea que están diciendo que no van a regularizar de ninguna manera a quienes tienen menos de diez años”, destacó Fernández. Por su parte, el Ejecutivo nacional difundió que los trabajadores despedidos serán contratados bajo otra modalidad, afirmación que huele a mentira ya que el mismo decreto confeccionado por el Gobierno Nacional prohíbe realizar nuevas contrataciones “de cualquier naturaleza”.