“Agradezco que esté Verna manejando la provincia porque es un político de raza”

“Agradezco que esté Verna manejando la provincia porque es un político de raza”

Gustavo Loggia se dedica al periodismo desde los 7 años. Empezó en su Neuquén natal y para cuando era adolescente ya estaba en La Pampa haciendo radio. La política fue una constante en su profesión y en su vida.

Muchas personas creen que las coincidencias son casualidades, pero otras están convencidas que se tratan de causalidades, es decir, que existe una relación directa entre la causa de algo y su efecto. Si no habría que preguntarle a Gustavo Loggia qué piensa al respecto. Gustavo aprendió a hacer radio al mismo tiempo que aprendía a leer debido a que a los 7 años ya tenía un programa infantil en la Radio Nacional Zapala (Neuquén) y hoy, a punto de cumplir 48 años de edad, sigue haciendo periodismo pero en La Pampa, lugar donde arribó el 11 de septiembre de 1981, el Día del Maestro, esos trabajadores incansables de la educación que son considerados los primeros comunicadores. La segunda causalidad en la vida de Loggia se produjo el mismo día que llegó al mundo: un 27 de agosto, justo cuando se conmemora el Día de la Radio. Como no podía ser de otra manera, el camino de la comunicación se le fue marcando desde temprano ya que en su casa “se leía mucho diario, se escuchaba mucha radio, se veían los noticieros, así que estaba un poco más informado que la media y que mis compañeros”, le contó a Guía en La Pampa. “Lo primero que hice en La Pampa fue un programa llamado Buraco en una FM, yo era adolescente y el programa era de música. Después en 4º año andaba medio mal en el colegio y mi viejo como castigo me mandó a laburar de cadete en LU33 cuando estaba en la avenida San Martín”, rememoró el periodista. Hoy en día reconoce que “le salió el tiro por la culata” a su padre porque el trabajo radial le “encantó” y quiso continuar, aunque el mandato paterno fue mayor y debió finalizar su formación secundaria. Sin embargo, “cuando tenía 16 o 17 años se produjo una vacante en un informativo y empecé a practicar para ser informativista de LU33, en ese momento había gente como Alejandro Levingston, Juan Carlos Carassay, Julio Heredia”, recuerda Gustavo y nombra a algunas de las figuras radiales de aquel entonces, en el cual LU33 era muy escuchada. Es imposible mantener una charla con Gustavo Loggia y que el tema política no surja, así como la situación del país y de nuestra propia provincia. “Creo que Verna vino a ponerse la número 10 para hacer jugar en serio a La Pampa después de algún tiempo. Veníamos con una provincia un poco achatada, con pocos proyectos y llegó con un proyecto en serio de política y crecimiento pero se encontró con un proyecto a nivel nacional que prometió ser de una manera y todavía estamos todos los argentinos esperando el tan anunciado segundo semestre”, expresó. Para el comunicador, el deterioro económico que avanza mes a mes también “golpea” a La Pampa, además de que Macri “castiga” a nuestra provincia al dejarla “afuera de cuestiones muy importantes”. “Yo agradezco que esté Verna manejando la provincia porque es un político de raza, que ha jugado y juega en las grandes ligas, y gracias a su muñeca la provincia no se ha colapsado, la mantiene en un estado de cuidado y si bien es cierto que no hemos podido crecer no se debe a las políticas de Verna sino que tiene que ver con un contexto nacional donde Macri está constantemente tratando de adoctrinar a La Pampa”, consideró, y enumeró como justificativo de su opinión el favoritismo que el Gobierno Nacional muestra por Mendoza en el conflicto por el río Atuel, así como el no envío de fondos para obra pública y la quita de planes nacionales. En referencia al acuerdo con el FMI, Loggia lo definió como “un verdugo histórico” de Argentina y afirmó que “no podes celebrar que vas a pedirle plata a un prestamista porque no sabes manejar tus cuentas”. “No es una buena señal, porque estás super endeudado y el préstamo después tenés que devolverlo según las condiciones que te ponen ellos. La clase media está muy decepcionada y angustiada porque acompañó un cambio que Macri no logró generar”, completó. Para el neuquino el camino es “aprender a trabajar en serio y en equipo para establecer políticas de Estado”, ya que, según él, “no tenemos rumbo fijo” ni políticas de Estado en educación, economía, ni en política exterior. El Poder Judicial fue considerado por el entrevistado como “uno de los poderes más ocultos” debido a que la gente no conoce las caras de la mayoría de los jueces. “Ellos tienen que ser tan transparentes como un diputado, un ministro, un director, un subsecretario, porque el sueldo se lo pagamos todos y ellos también tienen que rendir cuentas”, manifestó. Gustavo no ve con buenos ojos el futuro inmediato de la Argentina y se basa en que “todos los sectores de la economía están completamente parados” y en que el nuevo aumento de las tasas produce que la bicicleta financiera vuelva a ser un enorme beneficio para unos pocos “que no genera trabajo sino especulación, y el 80% de la población activa de la Argentina lo que sabe hacer es trabajar y los que saben jugar a la bicicleta son apenas un puñado que están haciendo grandes negocios”. “Hoy creo que nada bueno puede salir de este sistema económico que se ha montado pero también creo que lo que tenemos que hacer es pensar que en un rato nada más tenemos la posibilidad de corregir algún error electoral que hemos cometido y en eso es donde tenemos que poner la energía; ya falta poco”, se esperanzó.