PREVENCIÓN: PREMISA FUNDAMENTAL DEL POLICÍA

PREVENCIÓN: PREMISA FUNDAMENTAL DEL POLICÍA

El Jefe de Policía de La Pampa informó sobre los avances de gestión en seguridad y la continuidad de las políticas, más allá del cambio de ministro.

El Jefe de la Policía provincial, Comisario Roberto Ayala, brindó su parecer a Guía en La Pampa y comunicó sobre la actualidad de las fuerzas policiales provinciales y afirmó que están “con mucho trabajo, pero tratando de satisfacer todos los requerimientos en todos los sentidos: delitos, seguridad vial y siempre siguiendo la premisa fundamental del policía que es la prevención”. Asimismo, mostró su preocupación por la alta tasa de mortandad a causa de los siniestros viales que ocurren en La Pampa, aunque aseguró que la ocupación sobre esta problemática es constante. “La mayoría de los siniestros son originados por fallas humanas”, expresó y consideró que la concientización es un elemento fundamental. “Por eso, un claro ejemplo de lo que hay que hacer en ese sentido lo ha dado el Gobierno Provincial mediante la compra de 12 alcoholímetros que están siendo distribuidos estratégicamente en toda la provincia para evitar que en nuestras calles y rutas circulen personas alcoholizadas”, completó el comisario. Respecto a la asunción de Julio González al frente del Ministerio de Seguridad de La Pampa, Ayala está seguro de que “la gente ha captado que nosotros seguimos trabajando de la misma manera en cuanto a tránsito, nocturnidad y prevención del delito”, y agregó que el cambio “seguramente se va a notar en el ámbito provincial por el trato directo que tiene el nuevo ministro con todos los intendentes, sin importar a qué partido pertenezcan”. Por otro lado, detalló los recursos con los que cuenta la Policía provincial y anunció que próximamente “vamos a estar en condiciones de anunciar el equipamiento que se va a incorporar en este ejercicio, ya tenemos la autorización del gobernador para empezar las gestiones de una compra de vehículos”. “Tenemos un parque automotor muy importante. Las dependencias del oeste están con vehículos 0 km. y en el resto de la provincia tenemos camionetas y automóviles nuevos y algunos no tan nuevos pero que siguen funcionando gracias al cuidado que hace el personal en el uso”, manifestó Ayala. Las autoridades del Ministerio de Seguridad de la Nación estuvieron en Santa Rosa el martes pasado y se reunieron con sus pares provinciales. Ayala consideró que la evaluación de este encuentro refleja la efectiva labor que vienen realizando él y su equipo de trabajo desde que asumieron hace dos años y medio. “Trajeron los números que es coincidente con nuestra actividad. Año tras año vamos disminuyendo mucho la cantidad de delitos en cuanto a su gravedad, por ejemplo, lo que conocemos como asaltos a mano armada y ese tipo de hechos los hemos podido, de alguna manera, neutralizar y prácticamente no tenemos en la provincia”. La Pampa posee una ubicación geográfica a nivel país que hace que reciba mucha gente de paso pero también, explicó el Jefe policial, “tenemos influencia de delincuentes oriundos de ciudades cercanas como Bahía Blanca, General Alvear, Villa Mercedes, Río Cuarto, General Roca, Centenario, Neuquén, Cipolletti”. En ese sentido, la Policía de La Pampa tiene un compromiso mayor al resguardar los límites del territorio con puestos camineros estratégicamente ubicados, que son complementados con la tarea de la inteligencia criminal que es importante para conocer las actividades de bandas que actúan en otros lugares para poder prevenir futuras incursiones en nuestra provincia. A modo personal, Ayala admitió sentirse “realmente muy conforme por el apoyo permanente del Poder Ejecutivo a nuestra gestión” y puso como ejemplos los avances logrados en temas muy preocupantes para las fuerzas, “como es la salud del personal, hemos tenido registros de situaciones lamentables como consecuencia de la obesidad, hemos incorporado médicos y nutricionistas para darle la oportunidad al personal de poder cuidar su salud”. Otras modificaciones que se han logrado dentro de la institución se relacionan con agregados a la currícula de materias que se utiliza en la formación de los agentes, cuyos contenidos han incorporado material sobre delitos informáticos, violencia de género y nuevas figuras delictivas como el grooming (acoso a través de internet).