Subsidios para pocos

Subsidios para pocosSubsidios para pocosSubsidios para pocos

La Secretaría de Deportes de la Nación, a cargo de Carlos Mac Allister, entregó alrededor de $250.000.000 en subsidios en los últimos veinte meses pero una parte de ese dinero fue otorgado a instituciones que poseen recursos suficientes para solventarse por sí mismas y se dejó en lista de espera a clubes que están atravesando situaciones críticas.

La maniobra demuestra que existe un manejo discrecional y un uso político de los fondos públicos para lograr "el fomento, estímulo y promoción de las actividades deportivas, sociales y culturales de índole barrial", como dicta la ley de "Promoción de los Clubes de Barrio y de Pueblo". Muchas de las entidades beneficiadas no cumplen con los requisitos que estipula este régimen legal. Tal es el caso del "Córdoba Golf Club" de la localidad de Villa Allende, donde el ex golfista Eduardo "Gato" Romero es intendente por Cambiemos, y, según la denuncia del concejal Nicolás Martínez Dalke, recibió una ayuda económica de $100.000. En las instalaciones de dicho club se realiza anualmente el Abierto del Centro de la República y la edición de este año repartió cerca de $3.000.000 en premios, a la par de que contaba con reconocidos auspiciantes como Coca Cola u OSDE. Asimismo, la Secretaría que dirige Mac Allister entregó subsidios a instituciones que no tienen ninguna relación con lo deportivo como, por ejemplo, el Consejo de Ciencias Económicas de San Juan. El Club Alvarado y el Naútico de Mar del Plata, el Mar del Plata Golf Club, el Club Gimnasia y Esgrima de Jujuy, el Yacht Club Olivos, el Mendoza Tennis Club y el Huarpes Polo Club de San Juan son algunas de las entidades que aparecen como receptoras de los subsidios públicos, con lo que queda en evidencia que no sólo se colabora con instituciones que desarrollan actividades elitistas sino que están ubicadas en provincias gobernadas por partidos afines al Gobierno Nacional.
“Un vínculo político que nos fortalece para planificar el desarrollo y reclamar lo que es nuestro”