Pájaro que comió, voló

Pájaro que comió, voló

Durán Barba fue duramente cuestionado por la derrota del macrismo en las PASO y decidió dejar el país.

Un video que empezó a circular esta mañana muestra a Jaime Durán Barba momentos antes de embarcarse en un avión con destino a Quito, capital de Ecuador. El gurú comunicacional del gobierno nacional había estado en la agenda de los medios los últimos días porque algunos funcionarios le habrían reclamado la derrota en las PASO. El ecuatoriano se jactaba de nunca haber perdido una elección con los candidatos que él asesoraba, pero todo llega. Al parecer, el domingo pasado a la noche, cuando ya se conocían los resultados contundentes a favor de Alberto Fernández, el búnker de Juntos por el Cambio en Costa Salguero estuvo plagado de críticas contra Durán Barba y Marcos Peña, por parte de Elisa Carrió. En lo que respecta al comunicador, se lo habría señalado por no haber anticipado la amplia diferencia de votos entre los dos candidatos más elegidos. El propio Macri estaría enojado con Barba porque había estimado que existía una paridad entre el Frente de Todos y el oficialismo; algo que visiblemente no ocurrió. Una periodista del medio Infocielo que filmó a Durán Barba cuando estaba por irse del país le preguntó sobre el por qué de su partida y este le aseguró que regresará. No obstante, desde Casa Rosada no emitieron ningún tipo de información al respecto. Sin embargo, en el libro titulado “Durán Barba. El mago de la felicidad”, que fue escrito por el periodista Andrés Fidanza, se afirma que el responsable de la comunicación oficialista les advirtió a los líderes del gobierno nacional que la población estaba muy enojada por la situación económica que se había desarrollado en el último año y medio, y eso podía ser determinante en la elección. En abril, el ecuatoriano habría increpado a Nicolás Dujovne (Ministro de Hacienda) y a Guido Sandleris (titular del Banco Central) porque “se metieron en la heladera de la gente”. Sus advertencias no habrían sido escuchadas debido a que no es especialista en economía, pero el tiempo parece que le terminó dando la razón.