No estamos tan mal

No estamos tan mal

Un policía encontró una cartera con $42.000 en la calle y se la devolvió a su dueña.

El pasado martes sucedió un hecho que fue abordado por casi todos los medios de comunicación provinciales, quizás por ser un acto que no suele darse regularmente. Un oficial de la Comisaría Departamental de Victorica que estaba patrullando las calles de la localidad se encontró con una cartera. Al abrirla corroboró que en su interior había una importante suma de dinero. Sin dudarlo, el servidor público llamó a la propietaria para avisarle que tenía lo que ella había perdido y quería devolvérselo. Fue tan rápido todo que la señora ni siquiera hizo a tiempo de presentar una denuncia por el extravío. “El agente Lucero Ángel Pascual encontró la cartera color negro que en su interior tenía documentación, un fajo de dinero en billetes de $500 pesos y otros de menor valor en la billetera. En total, la suma ascendía a $42 mil pesos”, precisó el jefe de la comisaria victoriquense, David Carrizo, al portal Infohuella. Es un gesto que llama la atención, pero porque es algo que debería ser común y no debería sorprendernos. Lo correcto es que si alguien encuentra algo que no es suyo, sea lo que sea, busque la forma de devolvérselo a su legítimo dueño. Este tipo de acciones tendrían que ser normales y no la excepción, pero lamentablemente en algunos aspectos estamos tan mal como sociedad que nos deslumbramos por una noticia de este calibre. Igualmente, lo realizado por Lucero Pascual no deja de ser digno de reconocimiento, y así se lo hicieron saber las autoridades del Ministerio de Seguridad de La Pampa. El joven cumplió con el deber de un policía que entre sus múltiples funciones, está la de servir a la comunidad. Tal vez, después de todo, no estamos tan mal como nos gusta creer.