Todo lo que Macri toca se destruye

Todo lo que Macri toca se destruye

Una empresa que el presidente visitó en septiembre ahora está en bancarrota y despidió al 70% de su personal.

El Presidente de la Nación, Mauricio Macri, hizo una recorrida en septiembre de 2018 por las instalaciones de la empresa “Noroghi” en el barrio porteño de Nueva Pompeya. La compañía supuestamente se dedica a fabricar electrodomésticos. El Jefe de Estado se sacó fotos con los propietarios y las subió a sus redes sociales, pero todo era un mero montaje. Desde el Gobierno de la provincia de Tierra del Fuego aseguraron que la fábrica era “ficticia” ya que no produce nada y se dedicaría a la importación. Agregaron que el empresario responsable que había prometido inversiones entró en la quiebra de un día para el otro. Por su parte, el portal Infogremiales informó que lo que visitó el presidente era un “galpón de almacenamiento” porque “Noroghi no tiene línea de producción”. Por si fuera poco, a los dos meses de las fotos con Macri, la firma despidió al 70% de sus empleados. Los trabajadores echados denunciaron que la empresa todavía no les pagó los tres meses de salario que adeuda ni las indemnizaciones correspondientes. Los únicos que tuvieron algo de fortuna fueron aquellos que están sindicalizados dentro de la UOM y lograron cobrar la primera cuota de un plan que amagó con poner a Noroghi a derecho pero nunca más vieron un peso. En cambio los no sindicalizados les fue peor porque no recibieron ni una mísera moneda en todo este tiempo. Ya pasaron cinco meses desde que la compañía despidió a la gran mayoría de su personal y sus dueños otra vez no asistieron a una audiencia judicial para regularizar la situación. En medio, los trabajadores siguen sin saber que va a ocurrir con el dinero que les deben.