Aumentó la explotación laboral en el sector rural

Aumentó la explotación laboral en el sector rural

Entre el 2016 y 2018 ascendió un 44%, en promedio en todo el país.

El sector del campo fue y es una de las actividades donde los trabajadores más sufren la explotación y las pésimas condiciones laborales, y desde que asumió Cambiemos el problema se ha agravado. Según datos oficiales del Ministerio de Industria y Trabajo de la Nación, y del Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento de Víctimas de Trata, la precarización del trabajo rural creció un 44% promedio entre 2016 y 2018. En algunas provincias, llega a ser del 85%. En dicho período el Estado nacional llevó a cabo 7.068 inspecciones, de las cuales un 58% mostró algún grado de irregularidad. 26.800 trabajadores fueron detectados padeciendo algún tipo de informalidad, y de ese total el Gobierno Nacional solamente regularizó a menos de la mitad (47%). Además de estar en negro, los empleados rurales pueden estar sometidos a malas condiciones de trabajo, como por ejemplo falta de acceso a agua potable, a una vivienda digna, a condiciones de salubridad acordes, etc, pero por ahora no se puede saber con precisión porque el Estado argentino no tiene información al respecto. Las jurisdicciones con mayor nivel de irregularidades detectadas en las inspecciones fueron las siguientes: La Rioja (83 por ciento), Neuquén (78,0), Tucumán (77 por ciento), Salta (70,0), San Juan (69,0), Mendoza y Misiones (68,0). Por otro lado, las provincias con mayor nivel de trabajadores en condiciones de informalidad detectadas entre 2016 y 2018 fueron: Chaco (85 por ciento), Catamarca (66,0), Tucumán (62,0), Santiago del Estero (60,0), San Juan (56,0), Salta (55,0) y La Rioja (47,0). Entre 2016 y 2018 se relevaron un total de 5.933 empresas y se registraron 4.095 irregularidades, sin embargo en el Registro de Empleadores con Sanciones Laborales (Repsal) únicamente están incluidas 734 compañías por tener trabajadores en condiciones de informalidad. Entre el 2012 y 2014, el Renatea (que fue eliminado por el actual Gobierno Nacional) logró rescatar a 764 víctimas de trata del sector rural, que llegaron a ser 1.000 a diciembre de 2015. Luego, los avances en este ítem descendieron bruscamente, a partir de que el Registro de los Trabajadores y Empleadores Rurales, que conducen las patronales agropecuarias y el gremio de la Uatre, dejó de colaborar con la Protex. A raíz de ello, disminuyeron notablemente las denuncias por trata laboral en el campo. Del 2016 al 2018, el Ministerio de Industria y Trabajo de Nación solamente realizó 9 denuncias por esta problemática.