La doble vara del Gobierno Nacional

La doble vara del Gobierno Nacional

Chaco y Villa Gesell corren peligro de quedarse sin luz.

La reguladora nacional de electricidad, Cammesa, anunció que podría dejar sin energía a la provincia de Chaco y a la localidad de Villa Gesell por deudas de dinero acumuladas. La empresa provincial de Chaco, Secheep, debería $5.000 millones, pero su titular, José Tayara, explicó que ellos vienen pagando montos parciales de manera diaria para ir achicando lo adeudado e incluso habían llegado a un arreglo con la distribuidora mayorista (Cammesa) pero no se pudo concretar porque los diputados provinciales de Cambiemos no lo aprobaron. También echó a la culpa al Gobierno Nacional por aplicar un aumento en el precio de la energía eléctrica que ya llega a 2.842%, lo cual incrementó el nivel de morosidad en Secheep ya que muchos usuarios no pueden hacer frente al pago de la factura, a pesar de que la empresa provincial no actualiza sus costos de distribución desde febrero de 2018, lo que significa que todo el aumento corresponde por cuenta de Cammesa. Por si fuera poco, Cambiemos decidió dejar de cubrir la deuda parcialmente como lo venía haciendo, para poder cumplir con el plan de ajuste que el exige el FMI. Tayara también desmintió al diario La Nación, que había publicado una nota afirmando que la compañía de electricidad chaqueña destinaba lo recaudado por su facturación a atender cuestiones ajenas al servicio eléctrico. Secheep gasta sus ingresos en costos operativos de distribución y obras (22%) impuestos y tasa de alumbrado (22,7%); y el pago a CAMMESA (55,3 %). La situación de Villa Gesell, en tanto, es similar pero obedecería a causas distintas que generaron la deuda. Según el intendente Gustavo Barrera, “la cooperativa eléctrica está siendo mal administrada y no está pagando al distribuidor que es Camesa”. El Poder Ejecutivo municipal exigió la renuncia del presidente de dicha cooperativa, mediante una denuncia penal presentada el año pasado. “Queremos la intervención y el saneamiento de la cooperativa”, expresó el jefe comunal. Pidieron una audiencia con la gobernadora de Buenos Aires, María Eugenia Vidal, pero nunca fueron recibidos. “La cooperativa (Cevige) dejó de ser una cooperativa de todos los geselinos y pasó a ser una sociedad anónima donde se beneficiaban unos pocos”, manifestó Barrera, al tiempo que relató que los organismos provinciales y nacionales con implicancia en el sector “miran para otro lado”. “Encima de los aumentos siderales de más del 1.000%, la gobernadora Vidal sacó por decreto que compensa a las distribuidoras como Cevige por la devaluación. Miré cómo se mide con diferentes varas las cosas: a los docentes le dan un aumento del 5% a pagar en 2020” manifestó el mandatario gesselino. Observando esta desidia del Gobierno Nacional, es imposible no preguntarse por qué Macri y sus funcionarios sí intentaron perdonar la deuda de 70.000 millones de dólares que el Correo Argentino, la empresa de su familia, tiene con el Estado argentino y ahora se hacen los distraídos al abandonar a los habitantes de estos dos lugares cuando tranquilamente la situación se podría resolver de otra manera, sin tener que dejar a la gente sin luz. Quizás una explicación puede encontrarse en que tanto Chaco como Villa Gesell son gobernados por partidos opositores a Cambiemos.