“Hay una mayor cantidad de negocios que cierran”

“Hay una mayor cantidad de negocios que cierran”

El Presidente de la Cámara de Comercio de La Pampa desmintió la información dada por un funcionario municipal que había dicho que son más los comercios que abren que los que cierran.

Roberto Nevares, presidente de la Cámara de Comercio de La Pampa, afirmó que cada día son más la “cantidad de negocios que cierran” y contradijo así las declaraciones del director de Sanidad y Control de Actividades Económicas de la Municipalidad de Santa Rosa, Rodrigo Catrón. Catrón dijo la semana pasada que “la mayoría de los comerciantes cierra y se va a las afueras del centro”, supuestamente porque los alquileres son más baratos. En esa dirección, sostuvo que en el 2018 se habilitaron 569 nuevos comercios, se dieron 459 renovaciones, anexos o cambios de domicilio y los locales que cerraron sus puertas ascendieron a 357. Sin embargo Nevares aseguró que la situación es contraria a lo expresado por el funcionario e indicó que es una “discusión” constante con la comuna, que nunca dejó que los representantes del sector participen de los procesos de habilitación y cierre de comercios. Asimismo, explicó que los datos del municipio no son fiables porque el dueño de un negocio que cierra lo hace enojado, frustrado y por lo tanto no acude a realizar el trámite de la baja. Para dar cuenta de esto “no hace falta más que recorrer un poco la ciudad”, indicó. “Nos preocupa porque la gente que cierra se va a su casa y entra en proceso de informalidad. Y eso nos parece que es preocupante por las expectativas, porque no hay posibilidades de generar nuevos trabajos, porque no se hacen los aportes correspondientes. Va cayendo toda la recaudación para el municipio y para todos. Eso es preocupante”, dijo Nevares durante una entrevista con el canal CPETV. “El comerciante que cierra lo hace frustrado, enojado porque le fue mal. Y ni se le ocurre ir a la municipalidad a darse de baja. Se enojó, sabe que le fue mal, está decepcionado, desahuciado, enojado con la situación, con todo, cree que ha fracasado, entonces no va a la municipalidad. La estadística uno la maneja como quiere. Esa es la realidad. Me parece que es inútil tratar de manejarla así, cuando uno recorre y ve lo que pasa a simple vista”, amplió. Por otro lado, el presidente de la Cámara de Comercio consideró que la grave crisis que atraviesa el sector en la capital pampeana (y en el país en general, se podría decir) es que la gente no tiene dinero para gastar, por eso los tarifazos pegan fuerte en los presupuestos de los negocios. "En la medida de que la gente pueda consumir más, los tarifazos obviamente repercuten, pero uno los va amortiguando en tanto y en cuánto haya consumo. El comerciante lo que quiere es que en su negocio fluya la gente, que entre, que salga, que compre, y eso se nota cuando se cae el poder adquisitivo, es determinante. Obviamente que el incremento de los costos, las cargas laborales, es una parte muy importante del comercio y de la industria, pero lo fundamental es que la gente tenga poder adquisitivo y le sobre algo de plata, porque lo gasta”, cerró Nevares.