La Corte Suprema rechazó el beneficio del 2x1 para los represores

La Corte Suprema rechazó el beneficio del 2x1 para los represores

El máximo tribunal de nuestro país, por 4 votos a favor y uno en contra, estableció que los condenados por haber cometido delitos de lesa humanidad no podrán acceder al beneficio del 2x1.

El presidente de la Corte Suprema de Justicia, Carlos Rosenkrantz, fue el único juez del tribunal que votó para que los represores que violaron derechos humanos puedan acceder al beneficio del 2x1. Los restantes cuatro magistrados votaron en contra y lograron que los condenados cumplan su prisión en función de los años que les dieron. El 2x1 surgió a partir de un planteo hecho por el represor Luis Muiña quien obtuvo el beneficio a principios del año pasado, pero ahora la nueva decisión del máximo órgano judicial de Argentina revirtió ese fallo. En aquella oportunidad, los miembros de la Corte otorgaron la posibilidad de que los genocidas vean reducidas sus penas por los años que habían pasado en la cárcel mientras se desarrollaban los juicios y no tenían sentencia firme. Rosenkrantz, Héctor Rosatti y Elena Highton de Nolasco votaron a favor esa vez. Sin embargo, tal decisión provocó un repudio generalizado de la sociedad argentina que de manera improvisada salió a las calles para manifestar su descontento con la medida. Ese 10 de mayo del 2017, las Abuelas y Madres de Plaza de Mayo dieron permiso para que la gente use sus identificatorios pañuelos blancos, algo que ha sucedido muy pocas veces en su historia. La pueblada finalmente rindió sus frutos ya que el fallo no se aplicó porque el Congreso de la Nación lo impidió mediante el dictado de una ley, pero todavía faltaba que la Corte Suprema se expidiera al respecto. En el día de hoy, Rosatti y Highton de Nolasco cambiaron su voto en función de esa norma aprobada por el Poder Legislativo, pero Rosenkrantz se mantuvo incolumne y volvió a apoyar para que los represores sean beneficiados.