“El ministro de Defensa y el Presidente también son responsables de esta tragedia”

“El ministro de Defensa y el Presidente también son responsables de esta tragedia”

La esposa de uno de los desaparecidos del ARA San Juan pidió “cárcel común” para Mauricio Macri y Oscar Aguad.

Andrea Merelles es la esposa del suboficial Gabriel Alfaro Rodríguez, uno de los tripulantes desaparecido tras el hundimiento del ARA San Juan hace poco más de un año, y afirmó en una entrevista radial que las autoridades responsables deben ir presas. “La búsqueda y el hallazgo del submarino es mérito de las familias, porque si fuera por la Armada, por el Estado, al submarino nunca nadie lo hubiera buscado. El ministro de Defensa y el Presidente de la Nación también son responsables de esta tragedia. Tienen que pagar, todo se paga con cárcel común”, manifestó la mujer. En ese sentido, consideró que el Gobierno Nacional hizo “negocios y política con los 44”, en referencia al número de personas que transportaba el submarino al momento de la tragedia. “Ellos ya sabían la localización del submarino desde hace un año, sabían todo”, aseguró Merelles. Y añadió: “Dijeron que el Presidente se enteró al mismo tiempo que los familiares, pero yo no creo eso. Macri estuvo ausente estos 12 meses. Venía a Mar del Plata, jugaba al golf mientras sabía que había familiares en la base. Estuvimos acampando en Plaza de Mayo 52 días y éramos vecinos de la Casa Rosada. Macri todas las mañanas nos miraba por la ventana, nunca mandó a alguien ahí aunque sea con una pava de agua caliente”. Por otro lado, la viuda de Rodríguez expresó su deseo de que el submarino sea reflotado y aunque reconoció que la Armada argentina no posee los medios para hacer ese trabajo la empresa Ocean Infinity sí los tiene. “Creo que el Estado no tiene que tomar decisión de cuál sería la mejor tumba de mi esposo, eso lo tengo que decidir yo como esposa y mi familia”, opinó. Asimismo, la mujer puntualizó que en una reunión con uno de los empresarios de la compañía privada que contrató Cambiemos para la búsqueda, éste dijo que se podía rescatar el submarino hasta los 1.200 metros de profundidad, y la nave está hundida a 907 metros. “Queremos que el Gobierno pague para reflotar el submarino, porque nosotros necesitamos los cuerpos de nuestros esposos, para tener un lugar donde llevarle unas flores a mi esposo con mi hijo”, solicitó Merelles.