“800 estaciones de servicio corren peligro de cierre”

“800 estaciones de servicio corren peligro de cierre”

En toda la Argentina existen un total de 4.800 estaciones de servicio, las cuales experimentaron una caída en sus ventas por lo cual 800 podrían cerrar.

Gabriel Bornoroni, presidente de la Federación de Expendedores de Combustibles y Afines, informó que las estaciones de servicio tuvieron una caída en sus ventas del 8% interanual y aclaró que aunque parece un porcentaje menor, no lo es en absoluto. “De las 4.800 estaciones que hay en el territorio nacional, unas 800 corren actualmente peligro de cierre”, graficó el empresario, que definió a la situación actual del sector como “complicada”. “Estamos muy alertas, pero al mismo tiempo desconcertados, porque en todas las provincias hay cuenta corriente para la venta de combustible. En algunas, un 50% del consumo se realiza de esa manera. Y eso termina perjudicando nuestra rentabilidad”, expresó Bornoroni. Por otro lado, también indicó que los aumentos de precios en los combustibles, acaecidos en los últimos días, “nos perjudican al igual que a la sociedad, porque eso genera inflación y a eso tenemos que sumarle las paritarias". Respecto al razonamiento que hace una parte de la sociedad al plantear de porqué los expendedores de nafta y gasoil suben sus precios cuando el dólar bajó, el dirigente explicó que los precios son fijados por las petroleras. "Nosotros no manejamos los precios, las petroleras te dicen a qué precio tenés que vender vos y no podés hacer nada", argumentó. Bornoroni detalló que una estación de servicio tiene un margen de ganancia, en promedio, del 2,5% y para alcanzar el “punto de equilibrio” debe vender “unos 400 mil litros” por mes. Así, manifestó que el sector “debería tener un horizonte de previsibilidad de al menos seis meses”. Desde que comenzó el 2018, los combustibles aumentaron sus precios 14 veces y ya llevan acumulada un alza del 70% promedio. Encima, próximamente la Subsecretaría de Recursos Hídricos de Nación incrementará en un 15,7% los precios de los biocombustibles, que son usados para elaborar la nafta y el gasoil por lo que, irremediablemente, estos volverán a subir.