La TV Pública cada vez más vacía

La TV Pública cada vez más vacía

El Gobierno Nacional sigue adelante con su plan de desguace del canal estatal, el cual por primera vez en 25 años no transmitirá las elecciones de Brasil.

Mañana domingo 7 de octubre tendrá lugar la primera vuelta de las elecciones para presidente en Brasil, un socio comercial fundamental para el futuro de Argentina que actualmente también sufre una crisis muy grave al igual que acá. Los ojos de la clase política y empresarial nacional estarán puestos en lo que ocurra en el vecino país, cuyos resultados electorales servirán para sacar conclusiones en lo que respecta al porvenir de Argentina en variadas cuestiones. Sin embargo, la TV Pública no cubrirá el evento por culpa del plan de ajuste que lleva adelante el Secretario de Medios, Hernán Lombardi. A raíz de las medidas impuestas desde Cambiemos, los trabajadores del canal decidieron ayer levantar el noticiero internacional por primera vez en 13 años, además de no transmitir la edición central y de medianoche del informativo, en reclamo por el vaciamiento al que está sometido el medio. Los delegados gremiales afirmaron que la no cobertura de la apertura de los Juegos Olímpicos de la Juventud que se realizan en Buenos Aires, son un ejemplo cabal del desguace y persecución que intenta hacer el Gobierno Nacional sobre el canal público. “Hicimos un esfuerzo enorme para que el noticiero internacional pudiera salir en vivo los viernes, cuando en realidad se emitía los sábados y la gerencia decidió que no hubiera noticieros los fines de semana. Salía grabado los sábados pese a nuestras protestas y lo humillante de la situación. El día que detuvieron a Lula (Da Silva) en Brasil fue un sábado y el noticiero internacional salió sin informarlo. A la semana siguiente, también un sábado, el gobierno de Estados Unidos bombardeó Siria, ese día hasta la propia gerencia se avergonzó y levantó del aire el noticiero internacional”, detalló el delegado Agustín Lecchi. Lombardi está aplicando un “plan de austeridad” que incluye paritaria cero, quita de horas extras, de viajes y la suspensión de una bonificación que recibía la TV Pública por la explotación de imágenes de archivo que se generaban en el noticiero. A esto se sumó un proyecto de jubilaciones anticipadas y retiros “voluntarios”. La asamblea de los trabajadores del canal emitió un comunicado donde también criticó la actitud del gerente, Néstor Sclauzero, y el subgerente Jorge Goldemberg. “Prácticamente no permanecen en la redacción y no se preocupan por la pérdida de espacio del informativo que este fin de semana estará ausente de todos los hechos trascendentes para el país y la región. Por primera vez en 25 años no cubriremos las elecciones presidenciales de Brasil”, denunciaron los empleados.